CDMX | hola@vaniahernandez.com
Más de 10 cosas que jamás debes decirle a una embarazada

Entiendo que hay personas más sinceras que otras y personas con menos sentido común que otras, pero un tema que me ha generado mucha molestia durante mi embarazo son las personas que hacen comentarios hirientes, molestos, fuera de momento y en ocasiones, innecesarios.

Hace unos días @mamaymaestra mencionaba en su Twitter algunos comentarios que le hicieron que de plano nosotras las mamás y embarazadas estamos a dos de decirles “¡BASTA!”.

Así que hice una pequeña lista de cosas que no debes decirle a una embarazada por ninguna razón (a menos que quieras que te lancen una mirada inquisidora o de plano, te avienten lo primero que tengan a la mano). Así que advertid@ estás 😛

¡Va la lista!

  • “¡Estás a punto de reventar!” Y ni se te ocurra decirlo cuando se está en los primeros meses de embarazo porque se siente HO-RRI-BLE. Aunque hayamos subido más kilos de los “esperados”, cada mujer sube de peso de acuerdo a su cuerpo, así que ahórrense el comentario.
  • “Como que esa ropa ya no te queda, eh” Si nosotras decidimos usar cierta ropa (ya sea la de antes de estar embarazada o de maternidad, es nuestra decisión y debe ser respetada. Además si les molesta, o nos regalan ropa de maternidad o se tapan los ojos 😛
  • “Y lo que te falta…” o “Y eso que todavía no tienes al bebé” Patrocinada por @mamaymaestra (aquí puedes ver la imagen tan graciosa que hizo respecto a ese comentario: https://twitter.com/mamaymaestra/status/701442355698626560). Si estamos cansadas es porque crear a un ser humano en nuestro cuerpo de verdad es agotador y no quiero mencionar las miles de hormonas que estamos produciendo en el cuerpo. Además estamos completamente conscientes de que nuestra vida cambiará al llegar el bebé y saben qué? ¡Estamos felices por ello! No necesitan arruinar el bello momento con este tipo de frases.
  • “¡Qué gorda te ves!” ¿Gorda? Tenemos un bebé en el vientre, así que olvídense de esta palabra, porque de verdad hay veces en que nos sentimos enormes.
  • “¿Y quién es el papá?” Porfavaaaaar, si la persona que está embarazada no tiene una pareja fija o no sabes quién es su pareja actual, no hagas este comentario tan incómodo para la embarazada que seguro querrá aventarte por las escaleras más cercanas.
  • “¿Cómo vas con las estrías?” Primero, es un tema muy personal e íntimo que muchas de nosotras nos lo tomaremos a mal. Si de nuestra boca sale el contarles los cambios por los que estamos pasando, es porque queremos compartirlo, si no, ni se molesten en preguntarlo.
  • “¡¿De verdad piensas tener un parto natural?! ¡Pero va a dolerte mucho!” La decisión que tomemos alrededor de nuestro parto es nuestra y de nuestra pareja, no de alguien externo, que muchas veces ni ha pasado por un parto ni pasará (en el caso de los hombres). En vez de eso, utiliza frases como “¡Estoy segur@ que será un parto increíble!” (ojalá así lo comenzaran a hacer).
  • “¡Qué panza tan grande! ¿Segura que no son gemelos/Segura que no son dos?” Um amigo de mi esposo me hizo este comentario el día de mi baby shower y de verdad me contuve al no aventarle lo que tenía en la mano… Por favor, si fueran gemelos estoy y estamos seguras que lo sabríamos, no es nada gracioso ese comentario.
  • “Y qué, ¿sí te va a apoyar el papá?” Un clásico de la impertinencia. De nuevo, eso es un tema muy persona e íntimo que solo a la mamá y al papá le tocan saber.
  • “¡Ya era hora!” He leído que a muchas mujeres ya alrededor de los 30 les comienzan a hacer estos comentarios como si ya se les hubiera pasado la hora… como si hubiera una hora o edad para tener bebés…
  • “Tú come todo lo que quieras, total estás embarazada” No, no, no y no. Es una completa falsedad que las embarazadas debemos comer por dos.
  • “Pues mi embarazo/parto/postparto/lactancia fue horrible” Agradecemos mucho sus comentarios de todo lo que han pasado pero de verdad les agradecemos que si no lo disfrutaron o sufrieron mucho, no lo cuenten ya que estamos en una época muy sensible y si nos dicen lo horrible que fue el parto o situaciones terribles, nos pueden causar más miedo que ayuda.

 

En lo personal, estas dos frases que me han dicho son las que más me han molestado, además de algunas de las que mencioné arriba.

  • Mi esposo y yo hemos decidido no saber el sexo del bebé hasta que nazca y eso nos ha traído infinidad de comentarios un poco incómodos y que después de 8 meses ya comienza a ser cansado frases como: “¿Pero y de qué color le comprarán la ropa?” El sexismo en cuanto a los colores que “debe” usar un bebé viene de nosotros los adultos, no de lo que realmente necesitan. Alguna vez leí que @madresfera tuiteeó “Si la infancia es puro color, ¿por qué les vendemos a los niños una infancia en rosa y azul? Está en nuestra mano cambiarlo”. Esta frase se ha vuelto la que más repito últimamente. Además, los niños recién nacidos no utilizan ropa específica para cada sexo, así que no es necesario saber si es niño o niña es para poder vestirlo y mucho menos que esa sea la única razón por la cuál DEBO saber el sexo del bebé.
  • En algún momento comenté en el trabajo que quería que fotografiaran mi parto y la primera reacción que tuve fue “¡Qué asco! ¿¡Cómo vas a querer que fotografíen tu parto!? Guácala” Déjate el meterse en una decisión que solo me toca a mi y a mi esposo… el “guácala”. ¿De verdad alguien cree que me da asco que nazca mi bebé o que en ese momento diré “ay no guácala la sangre, ay no guácala el líquido amniótico, ay no guácala la placenta que mantuvo con vida, seguro y protegido a mi bebé durante 9 meses, ay no guácala que por fin conoceré a mi bebé y quisiera mantenerlo en una hermosa foto para recordarlo”. ¡Por supuesto que no! Así que eliminen el “guácala” de su vocabulario al hablar con nosotras.

¿Cuál ha sido el comentario más raro, grosero o fuera de lugar que te han hecho estando embarazada? Me encantaría poder agregarlo para ampliar la lista y que la gente comience a concientizar de qué no debería decirnos a las embarazadas.

Foto Embarazada en Shutterstock
Más de 10 cosas que jamás debes decirle a una embarazada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.