CDMX | hola@vaniahernandez.com
Cuando es necesario realizar una cesárea

Con información de la conferencia “Parto Humanizado” del Dr. Sergio Velasco.

Algunas de las cosas más importantes a la hora de estar embarazadas es decidir qué tipo de parto queremos, desde informarnos, aprender y conocer todo el proceso natural por el que estamos pasando hasta el modo y maneras en las que se puede desarrollar un parto, para así poder elegir y decidir de modo consciente e informado cómo queremos que nuestros bebés lleguen al mundo.

Soy una ferviente creyente que la violencia ejercida en cada nacimiento ejerce violencia en el mundo, por lo que en este camino del embarazo, mi tarea más profunda ha sido la de saber y defender que el embarazo y parto es un proceso completamente natural y que, como mamíferas, en nuestro instinto está el saber cómo parir. Desde cuáles son las posiciones más cómodas hasta controlar y llevar de una manera consciente el supuesto dolor que conlleva el parto.

Se dice que hay razones por las cuáles no se puede culminar el embarazo con un parto vaginal, y la época industrializada en la que vivimos, en la que el parto normal es un parto dirigido por doctores con parturientas tumbabas en una cama con las piernas abiertas únicamente esperando a que el doctor de indicaciones de qué hacer y cuándo pujar, cuando como mujeres sabemos claramente qué hacer y cuándo pujar, es mucho más común que por las prisas, el tiempo encima y la necesidad de controlar todo, los doctores programen un parto que pudo ser natural en una cesárea, por encima de razones de verdadero peso para realizarlas.

Existen diversas razones en las que sí es necesario recurrir a este método para finalizar el embarazo, verdaderas razones en las que la cesárea es una manera de salvar tanto la vida del bebé como de la madre.

  • Mal posiciones de la cabeza del bebé: La mejor presentación del bebé para tener un parto vaginal es la posterior y aunque existen muchos ejercicios y posiciones para favorecer al rotamiento del bebé, si el bebé sigue estando en presentación transversa o sentado, es muy poco probable que logre nacer vaginalmente.
  • Antecedentes de cirugía uterina: Con esto nos referimos únicamente a operaciones de la matriz, por ejemplo, quistes. Al tener un parto vaginal es probable lastimar y desgarrar la herida y cicatriz de la operación, lo que puede provocar una hemorragia y poner el peligro al bebé y a la mamá.
  • Algunas malformaciones fetales: Si el cuerpo del bebé se encuentra deformado, puede ser que sea complicado o imposible su paso a través de la vagina. En estos casos es importante que tu doctor determine que, efectivamente, debido a la malformación de tu bebé no se tiene oportunidad de nacer vía vaginal.
  • Algunos embarazos gemelares: Si comparten la bolsa amniótica, si son bebés prematuros (de menos de 2 kgs) o malformaciones fetales. Inclusive, si los bebés vienen con presentaciones diversas como P-P, P-T, T-T o C-C, no son razones reales para una cesárea.
  • Placenta previa: Esta es una de las razones de más riesgo, ya que puede obstruir la salida del bebé, desangrarse al dilatarse el cuello uterino y si la placenta sale antes que el bebé, éste puede morir debido a que se le deja de proporcionar nutrientes y oxígeno.
  • Obstrucción del canal de parto
  • Enfermedades graves de la mamá o el hijo: Las razones Reales son enfermedades graves como VIH activo, cardiopatías, etc.
  • Detención real del progreso del parto: Este punto es muy debatido, ya que existen parteras y doctores (por ejemplo Consuelo Veles-Ruiz que tuvo partos en los que pasaron 21 días después de que las membranas se rompieran y se tuvieron maravillosos partos vaginales) que coinciden y saben que no hay un tiempo específico para que el bebé nazca; pero si tú doctor encuentra que efectivamente no existe un progreso en el parto y las acciones realizadas (ejercicios, posiciones, medidas de confort y apoyo para la mamá) no incentivan al progreso del parto y se detiene o retrocede, puede ser razón verdadera para realizar una cesárea.
  • Peso fetal excesivamente bajo: Un bebé de menos de 2 kg es recomendable que no nazca de manera natural, debido a la poca fuerza con la que se encuentra el bebé y el daño que se podría hacer al tratar de salir por el canal vaginal.
  • Solicitud de la madre: Lo más importante en el parto es respetar las decisiones de la madre y si ella desea una cesárea, se debe y tiene que respetarla su decisión y realizarla, aunque pudiera tener un parto vaginal.

Siempre he creído que el doctor que elijamos debe compartir nuestra idea del parto y una de las razones es que si nuestro embarazo debe culminar en una cesárea, estemos completamente seguras que es por una razón verdadera de peso que no hará más que beneficiar y ayudar a nuestro bebé a nacer y a nosotras, a continuar con vida y del mejor modo y que no será porque el doctor quiere salir rápido de nuestro parto.

Soy una mujer pro parto humanizado y pro parto natural, promotora de hacer todo lo posible porque el bebé tenga el mejor nacimiento posible y que aunque no se pueda tener de modo vaginal, se siga teniendo respeto a este evento tanto para la mamá como para el bebé que está a punto de llegar a este mundo.

Si tienes dudas acerca del parto humanizado o quieres leer más, visita la página de Parto Humanizado en www.partohumanizado.com.mx

El Dr. Sergio Velasco es Médico Cirujano Militar con especialidad en Ginecología y Obstetricia, miembro activo del Colegio Mexicano de Ginecología y Obstetricia (CoMeGo),  fellow del American College of Obstetricians and Gynecologist (ACOG) y miembro activo de la Sociedad Mexicana de Urología Ginecológica A.C.

En la actualidad, lleva a cabo un proselitismo activo a favor del parto vaginal, dirigiendo sus esfuerzos a lograr concientizar a médicos, pacientes y a la sociedad en general de los beneficios que este reditúa. Uno de los primordiales objetivos de su trabajo consiste en disminuir de manera plausible los índices escandalosos de cesáreas que se realizan a veces con indicaciones poco o nada reales.

Foto Cesárea en Shutterstock
Cuando es necesario realizar una cesárea

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.